Tradiciones y Valores

En un Shtetl tradicional el papel de un shadchen o casamentero era profundamente respetado y era segundo en importancia solo al de un Rabino.

Nos gusta pensar en Simantov como en un casamentero judío en un Shtetl internacional que ofrece a nuestros clientes una mezcla de la larga tradición judía y las técnicas de emparejamiento contemporáneas. Nuestros valores son la base de todo lo que hacemos:

Integridad

Nuestros clientes depositan su futuro en nuestras manos. La confidencialidad es una de las piedras angulares de nuestro servicio y nosotros hacemos todo lo posible para respetar la privacidad de nuestros clientes.

Diligencia

No hay nada más satisfactorio que ver el romance florecer entre dos personas compatibles. Pero enamorarse es a menudo el último paso en un baile complicado y mucho pasa detrás tras bambalinas. Te presentamos sólo los mejores partidos posibles después de una meticulosa entrevista. Tal vez es por eso que hemos estado uniendo parejas con éxito durante más de 40 años.

Familia

Los valores familiares son de suma importancia para nosotros y siempre estamos buscando preservarlos y comunicarlos a la siguiente generación. Es por eso que más de la mitad de nuestras referencias provienen de los padres, quienes fueron presentados por Simantov y ahora quieren suscribir a sus hijos.

Calidad

Tenemos la tendencia a atraer a hombres y mujeres judíos de éxito que comparten los mismos valores y se comprometen a encontrar un compañero de vida. Si eso suena como usted, está en el lugar correcto.

Valor

El valor de Simantov no es sólo una cifra en una hoja de balances. Estamos trabajando no sólo para nuestros clientes, sino también para la próxima generación. Así que el verdadero valor de nuestro trabajo se basa en la calidad de las relaciones – y las familias – que ayudamos a crear.

Responsabilidad

Además de compartir nuestro conocimiento profesional y experiencia con otros casamenteros judíos de todo el mundo, también trabajamos gratis con organizaciones sin fines de lucro para beneficiar el crecimiento de las comunidades judías de todo el mundo.